MASAJE TERAPEÚTICO

¿Qué es el masaje?

Masaje es el conjunto de técnicas actuaciones y movimientos que se practican con las manos del terapeuta sobre una parte o la totalidad del organismo del paciente para provocar en él modificaciones directas o de forma refleja y obtener efectos terapéuticos e higiénicos. Los movimientos son más o menos intensos, rítmicos y profundos, con fines fundamentalmente analgésicos, relajantes y sedativos.

El masaje se aplica mediante la manipulación manual de los tejidos blandos: piel, músculo y tejido conjuntivo o conectivo para mejorar la función de estos y promover la circulación, la relajación y el bienestar.

Sirve, además, para aliviar o hacer desaparecer las contracturas y la tensión muscular, optimiza la función y permite un buen deslizamiento de los tejidos. Además es una herramienta muy útil para favorecer los procesos metabólicos.

Las maniobras de masaje tienen como finalidad, también, la recuperación y rehabilitación física de los procesos patológicos, o de las lesiones. En referencia a esto último cabe destacar que: en el momento en que el masaje proporciona relajación y bienestar, y por tanto nos ayuda recuperar y mantener la salud, se convierte, aun sin pretenderlo, en un acto terapéutico.

Exploración previa: Es necesario que el fisioterapeuta realice una cuidada exploración antes de decidir si una persona debe ser tratada con técnicas de masaje o por el contrario necesita otra técnica de tratamiento.

La verdad no es algo en el exterior a ser descubierto,
es algo en el interior a ser conseguido

Tipos de Masaje

En realidad cuando hablamos de masaje estamos abarcando una gran variedad de técnicas que apenas se parecen entre sí. Básicamente vamos a establecer dos grandes y únicos grupos diferenciándolos según la finalidad perseguida:

  • Preventivo o higiénico: Dirigido a evitar la aparición de lesiones y mejorar la calidad de vida de la persona. Abarcaría todas las técnicas de Masajes relajantes destinadas al bienestar general. Antiestrés.
  • Terapéutico: Mantenimiento de un buen estado de salud o prevención de problemas físicos. Una vez instaurada la lesión, encaminado a curar, recuperar o adaptar la disfunción. Recuperación de patologías o problemas físicos. Mantenimiento del rendimiento físico (deporte).

Ejemplos de masajes ofrecidos en Core Pilates

  • Masaje circulatorio: está destinado a activar el flujo sanguíneo, favoreciendo la eliminación de toxinas.
  • Masaje deportivo: se lleva a cabo casi exclusivamente sobre los grupos musculares comprometidos en cada deporte o disciplina deportiva, para optimizar su tono, flexibilidad y rendimiento.
  • Masaje de drenaje linfático: apunta a estimular el flujo de la linfa, mediante técnicas precisas y delicadas.
  • Masaje estético: combina técnicas circulatorias, modeladoras y sedativas, a fin de tratar alteraciones o defectos estéticos de los cuerpos, generalmente localizados.
  • Masaje de relajación o sedativo: tiende a armonizar el sistema nervioso, induciendo, tal como su nombre lo indica, determinado grado de relajación muscular y ayudando al individuo a recuperar o mantener el equilibrio psicofísico.
  • Masaje descontracturante: son las manipulaciones realizadas sobre uno o varios grupos musculares contracturados. Para algunas escuelas no constituiría un tipo de masaje específico, sino una serie de manipulaciones aplicadas durante un masaje de relax o estético.

Efectos del masaje

Según las técnicas empleadas podemos conseguir diferentes efectos como mejorar la función circulatoria, recuperar la movilidad restringida entre los tejidos dañados, aliviar o reducir el dolor, o para optimizar la conciencia sensorial. El masaje proporciona relajación y bienestar: el contacto de la mano experimentada proporciona seguridad y confort, a la vez que regula y alivia la tensión psico-física.

  • Efecto relajante.
  • Efecto descontracturante muscular.
  • Aumento de la circulación, de la permeabilidad celular y de la eliminación de residuos de los tejidos.
  • Aumento de la tonicidad y contractibilidad muscular.
  • Acelera el recambio orgánico.
  • Efecto tónico o sedante según la modalidad.
  • En el deporte: preparar a un deportista con finalidad competitiva antes, durante y después de la práctica de la actividad deportiva.
  • Ayuda al sistema linfático a eliminar toxinas.
  • Permiten mejorar la circulación de la sangre.
  • Regula el sistema glandular, estabilizando la producción de hormonas.
  • Los buenos masajes permiten aliviar la tensión de la espalda, cuello y las articulaciones, causada por una mala postura o debilidad muscular.
  • Ayuda a dormir mejor.
Empieza a Cuidarte !Llámanos y Obtén tu Oferta!